JUZGADO REVOCA COMPARECENCIA Y ORDENA 18 MESES DE PRISIÓN PREVENTIVA CONTRA OLLANTA HUMALA Y NADINE HEREDIA

  • Medida fue dictada por juez Richard Concepción Carhuancho.

El Primer Juzgado de Investigación Preparatoria de la Sala Penal Nacional revocó esta noche el mandato de comparecencia con restricciones impuesta inicialmente al expresidente Ollanta Humala Tasso y a su esposa Nadine Heredia Alarcón, a quienes les dictó la medida de prisión preventiva por un plazo de 18 meses.

Ambos son investigados por el presunto delito de lavado de activos en agravio del Estado.

El juez Richard Concepción Carhuancho dictó la medida tras declarar fundado  el requerimiento formulado por el fiscal Germán Juárez Atoche. 

Luego de conocerse la decisión, ambos investigados se pusieran a disposición del juez.  

A juicio del magistrado, existen “nuevos elementos de convicción”  que agravan la situación legal de los investigados, los cuales justifican la variación de la medida de comparecencia con restricciones por la de prisión preventiva. 

Durante más de cuatro horas, Concepción Carhuancho fundamentó su decisión sobre la base de cada uno de los nuevos elementos de convicción invocados por la Ministerio Público, así como de los descargos de los abogados de Humala Tasso y Heredia Alarcón.  

 

Entre las nuevas evidencias, que según el magistrado agravan la situación de ambos procesados, figuran declaraciones de testigos, cuentas bancarias, transferencias de dinero, transcripciones de comunicaciones telefónicas, informes oficiales y otros documentos. 

Asimismo dijo que el peligro procesal se ha incrementado en comparación con las circunstancias que en su momento motivaron la imposición inicial del mandato de comparecencia con restricciones.

En el caso de Humala Tasso, citó su inconcurrencia a una citación fiscal, la transferencia en calidad de anticipo de herencia a sus hijas de un departamento ubicado en el distrito de Miraflores y audios de una supuesta compra de testigos en el proceso por el caso madre Mía.

Sobre Heredia Alarcón, mencionó su conducta frente a las llamadas agendas (de desconocerlas primero y reconocerlas después), así como el contrato de trabajo que contrajo con la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) que el juez observó como una posible vía para evadir la acción de la justicia. 

Con los nuevos elementos, el magistrado concluyó que resulta idónea,  necesaria y proporcional la medida de prisión preventiva.   

Al término de la audiencia, los abogados de los investigados interpusieron recurso de apelación, mientras que el representante del Ministerio Público expresó su conformidad con la misma. 

Lima, 13 de julio de 2017.

Related posts